About Me

header ads

AEROPUERTO de LAS AMéRICAS.- Buscan en RD autos roban en Estados Unidos

 
Agentes federales y de Aduanas de Estados Unidos buscan en el país vehículos lujosos sustraídos por una supuesta banda de mafiosos que encabezarían dos dominicanos detenidos el martes en Nueva York. Informes obtenidos de fuentes confiables dan cuenta de que los automóviles que estarían siendo buscados en el país, entre ellos Mercedes Benz y Cadillac, pertenecen a empresas estadounidenses que se dedican a la renta de vehículos y los que son alquilados por los mafiosos con documentos falsos.
Como presuntos cabecillas de la banda las autoridades señalan a los dominicanos Jason González y José López, y un tercero, identificado como el puertorriqueño Félix Sánchez, quien era la persona que supuestamente utilizaban para ubicar las empresas y rentar los vehículos. Los presuntos delincuentes utilizaban tarjetas de crédito de varias instituciones bancarias norteamericanas, cédulas, licencias y otros documentos falsos para alquilar los vehículos, que luego sustraían y vendían en distintos estados estadounidenses, en República Dominicana y otros países.

“Hay muchas compañías estadounidenses y hasta dominicanas radicadas en distintos puntos de Nueva York dedicadas al negocio de renta de diferentes tipos de vehículos, en su mayoría lujosos, estafadas por los mafiosos”, dijeron los informantes.
Indicaron que los organismos federales y de Aduanas de Estados Unidos han hecho contacto con instituciones dominicanas ligadas a la compra y venta de vehículos, autoridades aduanales y otras instancias, informándoles sobre los robos de vehículos. Se dijo que los dominicanos Jason González, José López y el boricua Félix Sánchez, fueron apresados el martes de la semana en curso en Long Island, durante un operativo que se extendió por espacio de cinco horas, desde la una de la tarde.
Los informes dan cuenta de que las autoridades estadounidenses tienen la creencia de que muchos de los vehículos robados por el grupo estarían en República Dominicana, y que para introducirlos los mafiosos se valían de intermediarios, cambiando chasis y numeraciones.

Los automóviles robados eran rentados por el grupo por semanas, quince y hasta por un mes, pagando diferentes sumas de dólares y luego vendían, provocando cuantiosas pérdidas a las empresas.



fuente: el nacional







Publicar un comentario

0 Comentarios