About Me

header ads

Nicaragua, el segundo país latinoamericano más empobrecido


Nicaragua, el segundo país latinoamericano más empobrecido y ubicado en una de las regiones más violentas del mundo por las "maras" (pandillas) y el narcotráfico, implementa una política de seguridad ciudadana con perfil comunitario que le ha permitido reducir la tasa de homicidios y ser uno de los más seguros de América Latina.
En Nicaragua, donde la pobreza afecta al 42,7 % de la población y la extrema pobreza a un 7,6 %, y donde más del 70 % de los trabajos corresponde al sector informal, donde los salarios son bajos y sin acceso a la seguridad social, la tasa de homicidios es de 8,7 por cada 100.000 habitantes.
En tanto, la tasa de robos en Nicaragua, que en la década de 1980 vivió una guerra civil que dejó miles de muertos, es de 71,5 por cada 100.000 habitantes.
El Informe Regional de Desarrollo Humano 2013-2014 del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), titulado "Seguridad Ciudadana con Rostro Humano", que recoge datos de 18 países de América Latina, pone a Nicaragua como ejemplo de cómo la pobreza no necesariamente genera violencia.
"El caso de Nicaragua es un importante hito a nivel regional, es atípico", explicó el asesor en seguridad del Centro Regional de Servicios para América Latina del PNUD, Juan Pablo Gordillo, durante la presentación del informe en Managua esta semana.
El caso es especialmente inusual porque Nicaragua es uno de los países más pobres de América Latina y el Caribe, lo que rompe con el mito de que la pobreza genera violencia, insistió Gordillo, para quien el modelo de seguridad ciudadana de este país "es exportable".
En homicidios con armas de fuego, Nicaragua obtuvo el registro más bajo con un 42,1 %, mientras que el más alto fue en Ecuador, con 91.
Honduras, vecina de Nicaragua, tiene la mayor tasa de homicidios del mundo, con 92 por cada 100.000 habitantes, según el informe "Delincuencia Organizada Trasnacional en Centroamérica y el Caribe: Una Evaluación de las Amenazas", difundido en septiembre de 2012 por Naciones Unidas.(Agencias).


















fuente: merengala

Publicar un comentario

0 Comentarios