Inespre en quiebra total. - A Tiempo Digital

Breaking

PUBLICIDAD INDOTEL 1

domingo, 14 de septiembre de 2014

Inespre en quiebra total.

Las bocinas de camiones y camionetas promoviendo la venta en los barrios de los productos agropecuarios llevan más dos años en silencio total, porque el Instituto de Estabilización de Precios (Inespre) agoniza, sin presupuesto, con deudas atrasadas con los productores, evidenciando una institución quebrada.
Sus supermercados solo venden algunos productos de la canasta familiar, pero posee una nómina con 1,698 empleados con poco qué hacer y lo más preocupante es que Inespre descontinuó la finalidad de su creación en 1969 de evitar la sobreproducción de los productos agropecuarios, evitar la escasez y sobre todo asistir las familias en los sectores humildes.
Tal como ha ocurrido con otras dependencias gubernamentales, la politiquería llegó y se quedó en Inespre, encaminándolo a una posible quiebra, y por eso al recorrer los sectores humildes de Santo Domingo la población no recuerda la última vez que los mercados móviles o los camiones de este organismo acudieron a vender productos que se podían comprar a precios módicos.
Inespre con un presupuesto de 112 millones de pesos para el año 2014, de esta partida RD$93,589.704.00 están destinadas para pagar servicios personales incluyendo 87, 816,699 para salarios fijos, pero no existe una asignación para la compra y venta de productos para los agromercados, los mercados populares y otras actividades comerciales.
En la sede principal del Inespre en la avenida Luperón, en la Plaza de la Bandera, se observan las losetas del piso en los niveles dos y tres curtidas, en las oficinas un personal, inmóvil gran parte de ellos conversando unos con otros desde las primeras horas de la mañana.
En medio de esta crisis su director Radhamés Zorrilla Ozuna, quien está en el cargo desde agosto del año 2012, sólo tiene operando 12 agromercados en La Romana, San Pedro de Macorís, Higüey, La Vega El Seibo, Puerto Plata , San Juan de la Maguana, Barahona, Sabana de la Mar y Hato Mayor.
La encargada del supercado en la sede principal, en el área del parqueo, Miguelina García garantizó que ellos venden productos de calidad adquiridos de los mismos productores, por eso venden arroz a 15 pesos la libra, plátanos a cinco, la leche que en el mercado cuesta 65 la venden a 50; los jugos de 85 Inespre los vende a 55, dando lugar que quien hace una compra con los artículos de la canasta familiar con 300 0 400 pesos para cinco personas se puede ahorrar 30 a 40%.
Dijo que a pesar de que ese centro comercial está oculto recibe entre 70 u 80 clientes diarios de Herrera, Las Palmas, La Altagracia, Enriquillo La Altagracia, Abanico e inclusive de Manoguayavo.
Resultó notorio la visita de la cliente Mery Suárez, quien vive en Madre Vieja, San Cristóbal y cada vez que viene al Distrito visita el supermercado para comprar arroz, habichuelas, aceite y otros productos “buscando la economía familiar”, dijo.
También en el supermercado agropecuario Los Pensionados, en la avenida John F. Kennedy se observa limpio y gran parte de los productos de primera necesidad en los mostradores. Su administrador José Mercedes dijo que a diario recibe la visita de centenares de personas de Villa Juana y los mismos pensionados.
Genaro Vásquez, cliente de este puesto de Inespre, en una silla de ruedas Y residente en Villa Juana, dijo que su nivel adquisitivo se ha reducido, porque el Ministerio de Salud Pública tiene tres meses que no les paga una asignación de tres mil pesos.
Los productores
El coordinador del Comité Unitario Agropecuario de San Juan de la Maguana, Manuel Matos Pérez, se quejó porque en los últimos años todas las asistencia que brindaba Inespre a los productores comprando los excedentes de las cosechas de cebolla, arroz o cualquier otro producto desapareció y “lo más notorio es que los almacenes destinados brindarles asistencia a los productores con capacidad para más de 100 mil quintales en San Juan, es un elefante blanco, casi abandonado”.
El Inespre tiene deudas con productores del Valle de San Juan, por miles de pesos, inclusive algunos han muerto esperando el pago y otros están constituyendo abogados para demandar por la vía judicial, expresó el líder de los productores de San Juan.
“Por eso yo hablando de manera personal te puedo decir que el Inespre es un cuello de botella que debe ser cerrado, porque no está brindando ninguna asistencia y es una institución donde existen un grupo de personas que sólo cobra un salario” dijo Matos Pérez.
Sin embargo, los productores de San Juan de la Maguana esperan que el Gobierno que preside Danilo Medina lleve a cabo un nuevo programa para mejorar la comercialización con mejores programas de créditos, con maquinarias agrícolas.
 Las atribuciones
La Ley 526-69 que creó el Inespre les atribuye una serie de facultades al director, en este caso Jorge Radhamés Zorrilla Ozuna, que en la actualidad están en desuso entre ellas coordinar la política agropecuaria del Gobierno con el concurso de los ministerios de Agricultira e Industria y Comercio, los bancos Agrícola y Central y coordinar cuales productos deben ser importados a través de los programas de asistencia para los barrios, según los artículos 7 y 8 de esta ley.
Regular todas las actividades tendentes al mejoramiento del mercado de los productos agrícolas y ganaderos: su clasificación en grados de acuerdo con la calidad y presentación de los mismos, ordena el literal f del artículo cuatro.
El exdirector del Instituto de Estabilización de Precios, Ricardo Jacobo, recordó que cuando estuvo al frente de la institución en el año 2008 encontró una institución en ruinas, con un presupuesto reducido, pero pudo recuperarla y lo dejó con una flotilla superior 150 camiones vendiendo productos a bajos precios, remodeló una factoría para pilar arroz para la venta en los puestos del Inespre.
El Inespre lo que nececita es que le permitan realizar su trabajo para el cual fue creado, llevando productos frescos a la población en especial a los sectores humildes, incidiendo para que los productores cuando existen productos en abundancias los compren y los lleven a la población sin que ninguno de los sectores resulte perjudicado, comento Jacobo.
Pero, en ningún caso se puede permitir que algunas instituciones estatales le hagan competencia al Inespre, tal como ha ocurrido en determinado momento cuando el ministerio de Agricultura en vez dedicarse a fortalecer la producción nacional, muchas vece incide en la distribución.
Sin embargo, en la medida que Agricultura trabaje de manera directa con el Inespre se realizará una labor preciosa y sobre todo debe quedar claro que la distribución de los alimentos corresponde a el Inespre, dijo el ex funcionario.
Consideró que esto obliga a los establecimientos comerciales de determinados lugares a bajar los precios de los artículos de la canasta de familiar, entre un 15 y un 0 20%.
Ausente en barrios
 El presidente de la Junta de Vecinosw del Ensanche La Fe, en el Distrito, Ramón Cruz, dijo que el programa de venta de productos alimenticios a través del Inespre desapareció de los barrios quedando la población humilde desamparada, “porque parece que los sectores humildes deben estar resignados a vivir mal con todas las precariedades que existen en los contornos”.
Antes en el barrio llamaban por teléfono al Inespre y enviaban un camión al sector del ensanche La Fe y eso mismo ocurría en Cristo Rey, Villa Juana, Keneddy y otras áreas, donde la población podía comprar pollos, carne de cerdo, arroz, habichuela, cebolla, aceite y leche a bajo precio y las familias de menores ingresos podían preparar sus alimentos con mayor facilidad, dijo el dirigente comunitario.
El Estado ha dejado desprotegido los sectores humildes del Ensanche La Fe donde hay millares de familias muy pobre, inclusive viven más de 400 familias en patios, comentó Ramón Cruz.






Fuente: El Nacional

No hay comentarios.:

Publicar un comentario